viernes, 21 de septiembre de 2012

7D: Clarín escribe sobre Clarín

Blanck: "Con el discurso de Cristina eterna suspendido hasta nuevo aviso, y cuidándose de pisar con cuidado para no desatar otra noche de pesadilla y cacerolas, el objetivo inmediato del Gobierno apunta al 7 de diciembre, día en el que -en una interpretación forzada de una decisión de la Corte Suprema- supone se librará la batalla final contra el Grupo Clarín.
Desmembrar y acallar a Clarín, según la lógica guerrera del oficialismo, permitiría disciplinar definitivamente a los actores políticos y económicos. Y podría generar mejores condiciones para insistir con la re-reelección. Además, se le ahorraría a la población el conocimiento de noticias y opiniones que contradicen el relato oficial. No es que ciertas cosas como la inflación, la inseguridad o la corrupción vayan a dejar de suceder. Simplemente se dirá poco o nada de ellas. Como en los medios oficialistas, que ve, lee o escucha una generosa minoría.
Esa disposición de fuerzas en orden a la batalla que se pretende para el 7 de diciembre no es una deducción periodística: es la línea concreta que se baja en el Gobierno, según admitieron fuentes políticas y ministeriales".
Mondino: "Al poco tiempo de iniciado el gobierno de Néstor Kirchner, la utilización de la tribuna como lugar para fustigar y/o increpar a otro comenzó como un hecho casi pintoresco, y hasta sus expresiones fueron objeto de imitaciones o repetidas con tono de jocoso. Por ejemplo, “qué te pasa, Clarín, estas nervioso” o aquella dirigida a un empresario, “a usted le hablo, señor Coto”.
Pero aquello que comenzó de esa manera hoy ha tomado una magnitud impredecible y grave, porque se convirtió en una política concreta: la intimidación pública a cualquier ciudadano/a que pueda tener expresiones que no son compartidas por el Gobierno.
Esta política de intimidación pública es contraria al ejercicio del poder dentro de una democracia".
Alfie: "Aragón sentía que cada vez tenía menos espacio y que lo estaban acorralando. Además, sostenía que el 7 de diciembre no iba a hacer nada por fuera de la ley de medios. Y le pidieron la renuncia. Su reemplazante, Sabbatella, mantuvo en los últimos días varias reuniones con Abal Medina y la Presidenta.
Sabatella y Saavedra tiene afinidad ideológica, pues ambos militaban en Nuevo Encuentro, cuando era parte de la oposición al Gobierno. Saavedra se acercó primero al kirchnerismo y fue premiado con la subgerencia de Noticias de Canal 7, de donde escaló a la dirección de AFSCA. Sabbatella ingresó al Congreso en 2009, en un frente de oposición al Gobierno, pero en 2010 acercó su partido al kirchnerismo y ahora integra la mesa chica de Unidos y Organizados, el núcleo duro del cristinismo".

2 comentarios:

Adriana dijo...

Tiene razón Blanck, en realidad la ley de medios desde el principio está pensada como una burda estrategia para la re re.
¿por dónde se retiran los premios por acercarse al kirchnerismo?

Angel Alvarez dijo...

como es la mano?? si a clarin no le dejan tener TODA la enorme cantidad de medios que posee y se le reduce a algo mas o menos coherente, entonces cierra TODO lo que le queda y no informa mas?? Eso se deduce de la "opinion" de blank. Sera que el los canales volver y magazine ledejan tanta ganancia que compensa las perdidas que tiene en el 13 y tn?

Publicar un comentario