miércoles, 25 de mayo de 2016

Encuesta: a pesar del deterioro económico, #LaGente sigue creyendo en Macri

Pascal es un programa interdisciplinario de investigación dependiente de la Universidad Nacional de San Martín (Buenos Aires), una de esas universidades que el antikirchnerismo identifica con el gobierno anterior.
La Unsam es la editora de esa excelente revista que es Anfibia; también estructuró el Sifema, una medición de rating que se propuso superar los sesgos de Ibope. En las pasadas elecciones, la Unsam pronosticó el triunfo de Daniel Scioli.
En estas horas, Pascal dio a conocer una encuesta nacional con resultados para prestarle atención, más si la intención es romper con el círculo de los convencidos y las encerronas en microclimas que permiten no sólo la ceguera ideológica sino también la estructuración de redes que sólo vienen a ratificar un punto de vista precedente.
El trabajo se realizó del 27 de abril al 15 de mayo, vía telefónica, con cuestionario estructurado, a 1998 personas integrantes del panel estable con el que se maneja Pascal y a otras 523 personas seleccionadas a través de un muestreo probabilístico, con cuota de sexo, edad y nivel educativo.
Se le puede criticar un sesgo sobre el centro del país en la distribución de la muestra, justo en la región donde Cambiemos es más fuerte, pero no deja de ser un instrumento interesante para entender el apoyo a Macri (que la encuesta muestra en baja en comparación con un estudio similar realizado en febrero-marzo).
El gobierno nacional no saca buena nota en su desempeño, tampoco la oposición, pero sí Macri y la esperanza de que la situación personal y la del país va a mejorar en el corto plazo (¿el famoso segundo semestre?) por acción de la administración macrista-radical-carriotista.
Datos a destacar: el tema buitre marca un empate, la gente quiere que el gobierno tome deuda para bajar la pobreza, condena a Macri y Cristina por los Panama Papers y el Dólar Futuro, y la mayoría cree que la ex presidenta está involucrada en las causas de corrupción ventiladas por la Justicia y los medios.
La mayoría aprueba la relación del país con Estados Unidos, está de acuerdo con el juicio político contra Dilma Rousseff, desaprueba el accionar de la Justicia argentina y ya no experimenta como un problema "la inseguridad".
Finalmente, la principal vía de acceso a la información es la televisión (60.2%). Contundente.

6 comentarios:

alicia lopez pugliese dijo...

Deprimente. Esta mayoría es el "tío Tom" de este país. Si esto continúa, seremos colonia bajo la fachada de libertad.

Tilo dijo...

Muy lindos los mensajes de las estadísticas: Cristina es corrupta, Macri es un genio del bien y el país se está yendo al demonio, pero todos están tranquilos. Es decir, una precisa radiografía de una mentira o de un país de imbéciles, como más te guste considerar.

Nunca se hizo tanto daño a tantos argentinos en tan poco tiempo. Parece una pesadilla. Ésto no lo vi reflejado en esas encuestas basura.

Norberto dijo...

O yo me equivoco, o los resultados de la encuesta corresponden a los votantes del Employee de La Embajada, Massa, en la primera vuelta, y en esos ya hay una consistente minoría mirando con buenos ojos a Cristina, aunque una mayoría sigue con el berretín y la esperanza anti K, a la que le queda poco tiempo.
Nunca menos y abrazos

Norberto dijo...

Me corrijo, ahora entendí un poco mejor la presentación de los datos, en cuanto a aprobación/desaprobación se da prácticamente un empate de lo primero entre todos, pero hay dos que compiten por el mismo público entre quienes tienen teléfono fijo y disposición, o tiempo, para contestar una encuesta tan extensa.
Nunca menos y abrazos

Martín Latinoamericano dijo...

Estamos hasta las re manos muchachos.

Las encuestas de diferentes consultoras que han sido mas afines al kirchnerismo que la oposición (Rouvier, Ibarómetro, ahora la UNSAM) demuestran claramente que el relato macrista pegó durísimo. Los medios han hecho un laburo impecable, perdimos y seguimos perdiendo. Y, para colmo de males, no tenemos conducción política, somos un barco a la deriva fragmentado en doscientos pedazos.

Si seguimos así nos gobierna este inútil por 8 años mínimo.

Salutes.

Tilo dijo...

Martín, vos de latinoamericano no debés tenér más que el lugar de nacimiento. Volvé a la granjita de trolls amarillos a la que pertenecés y no molestes.

Salutes

Publicar un comentario