martes, 29 de marzo de 2016

Se ven las primeras consecuencias de la visita de Obama: Arsat, Atucha y Telesur

Detrás del baile de Obama con la odalisca Mora Godoy, y el beso a la emocionada Mirtha, se escondieron decenas de pactos entre Estados Unidos y Argentina, que la Embajada de Estados Unidos en el país se encargó de difundir desde su sitio web y puso en aprietos al PRO, culposo de ser acusado de pro-norteamericano, entreguista y desmantelador de avances recientes en áreas nacionales estratégicas.
Entre esos diversas iniciativas que trajo Obama a la Argentina destacamos dos que ya han supuesto medidas adoptadas por el presidente Mauricio Macri, desencadenadas por lo que iba a ser la visita del presidente norteamericano, que concluyó el pasado jueves.
"Argentina y Estados Unidos reiteraron su compromiso de utilizar la energía nuclear, una fuente de energía baja en carbono, con los más altos estándares de seguridad y no proliferación. Sobre la base de su Acuerdo de Cooperación Sobre Usos Pacíficos de la Energía Nuclear y el Comité Permanente Conjunto Sobre Cooperación en Energía Nuclear, los dos países buscarán una mayor cooperación en la investigación nuclear y el desarrollo y la seguridad", informó la embajada norteamericana en el apartado Cooperación Nuclear Civil.
De esta forma, Argentina se alejaría de la cooperación en este campo con Brasil para alinearse detrás de Estados Unidos y parar su propio desarrollo nuclear, como lo demuestran los 2.400 obreros despedidos de la Central Atucha, en Lima, Zárate, Buenos Aires.
El miércoles último, obreros y empleados de Atucha cortaron la autopista Panamericana por segundo día consecutivo en señal de protesta por los despidos en la central, luego de que a principios de este año, el ministro de Energía de Macri, el ex Shell Juan José Aranguren recortara el presupuesto asignado a las centrales, lo que paralizó las obras civiles vinculadas con ese proyecto.
Otra de las concesiones de Macri a Obama es en materia de desarrollo de las telecomunicaciones.
"Estados Unidos proporcionará asistencia técnica para ayudar a apoyar las reformas económicas del presidente Macri y profundizar en los debates sobre la política de telecomunicaciones, incluyendo consultas a la Comisión Federal de Comunicaciones en relación con la gestión del espectro y la reforma regulatoria", detalló el gobierno de Obama a través de su embajada en Buenos Aires.
Justamente ayer, a sólo 3 días de la despedida de Obama del país, se conoció que el gobierno de Cambiemos suspendía la construcción del nuevo satélite Arsat III, que el kirchnerismo había previsto tenerlo en el espacio en 2019, luego de haber puesto en órbita el Arsat I y II.
A principios de mes, el propio Mauricio Macri había anticipado: "Dentro de poco vamos a tener la visita de quienes pensamos que tienen que ser parte del futuro del trabajo con Invap (Investigación Aplicada Sociedad del Estado), que es volver a trabajar con la NASA. La NASA ha decidido visitarnos acá y ha elegido pasar un par de días en Bariloche el presidente de los Estados Unidos".
El jueves 24 de marzo, mientras el país conmemoraba en las plazas los 40 años del golpe cívico-militar de 1976, Macri y Obama eran recibidos en la ciudad rionegrina en medio de insultos y un mega operativo de seguridad.
Fuente Fuente Fuente Fuente
Más:
El macrismo duro festeja la decisión de salir de TeleSur

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada