domingo, 15 de noviembre de 2015

¿El oficialismo desalentó las convocatorias de las bases K?

Si fue así, no les salió muy bien.
La pregunta sería por qué lo habrán hecho.
¿Se habrán dado cuenta que sólo son personas con una función determinada en un gobierno que no pueden controlar a millones de personas que todavía ven azoradas las desinteligencias evidentes que sabotean las posibilidades de triunfo el 22 de noviembre del proyecto del que (¿todavía?) supuestamente forman parte?
El antropólogo Alejandro Grimson, al analizar el accionar de esas bases que en estas semanas se han hecho cargo de la campaña oficialista sin reparar en los miedos que sí condicionaron la elección del candidato K ("tiene que no ser tan K", "suma votos independientes"), remarcó este vendaval de gente autoconvocada urgentemente: "Todo este proceso de efervescencia social por todas partes que sale a decir 'queremos claramente un país democrático, justo, más igualitario, vamos a votar el FpV', ese proceso es medio insólito, completamente desconocido, no sólo en Argentina y conectado con un proceso electoral sino también en otros planos internacionales. Evidentemente tiene que ver con la percepción de que no alcanzaba con lo que hacían los que tenían que hacerlo".
Y detalló el principal error, según él, que ha cometido esa campaña oficialista, a tal punto que ha tenido que salir la gente común a fortalecerla y evitar que se vaya a menos en el balotaje: "Se ha cometido el error de poner énfasis sobre el pasado y defender lo conquistado, y le regalamos a Macri todo el discurso sobre el futuro. Apostaría por que esto se entendió y espero que, en el debate, Scioli se centre en el futuro de la Argentina, no en el pasado".
"No es la primera vez que la derecha se roba el futuro a partir de errores que ya ha cometido la Izquierda en muchos otros escenarios. Cuando decimos que queremos defender la educación pública, nos ponemos muy conservadores, y la derecha percibe que la sociedad dice, y es real, que hay cosas que no funcionan. Reagan fue eso, la revolución neoconservadora en todo el mundo: a la izquierda defendiendo conquistas que habían costado 30 años, a la derecha diciendo 'pero esto no está funcionando bien'. Es un punto que hay que repensar, porque no puede ser que cuando se llega a una situación de estabilidad, nosotros nos convertimos en los conservadores de esa situación y ellos, en el agente de cambio", advirtió en diálogo con radio Del Plata (Buenos Aires).

1 comentarios:

Eugenio Luis dijo...

Compañeros:
Es muy “llamativo”, que desde los medios que supuestamente apoyan el Proyecto Nacional, se haya jugado a boicotear la marcha auto convocada del 14.
En principio, se trato de hacer creer que se suspendía todo y luego, se dejo la convocatoria en las plazas, pero no la del obelisco.
Más allá de todo esto, fueron decenas de miles de compañeros que nos juntamos.
Esto demuestra, que hay una gran voluntad de la militancia de base, que a pesar de ciertos dirigentes, no le tiene miedo a la movilización.
Ya decía Evita, que le tenía más miedo al enemigo de adentro, que al de afuera.
Queda para los compañeros en sus distintos ámbitos, analizar, porque se sigue apostando a la desmovilización.
Un abrazo peronista.

Publicar un comentario