sábado, 19 de agosto de 2017

CIDH critica a Gerardo Morales por no permitir que Milagro Sala vaya a su casa

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) salió a criticar al gobierno de Gerardo Morales y su poder judicial por concederle la prisión domiciliaria a la dirigente social Milagro Sala en un lugar que no es su casa, como recomienda la medida cautelar emitida por el organismo internacional.
"Arresto domiciliaria es en tu domicilio o en uno que tú designas como tal. Estás dentro de tu casa y tu limitación es no poder salir de tu casa. La vigilancia está fuera, no dentro. Entonces, no te van a seguir al baño, y a tu casa te pueden visitar personas", definió el titular de la Comisión, el peruano Francisco Eguiguren Praeli, en diálogo con Radio Rebelde (Buenos Aires).
Sin embargo, el juez jujueño Pablo Pullen Llermanos estableció como reglas de cumplimiento obligatorio, bajo expreso apercibimiento de revocación inmediata de la prisión preventiva, las mismas que rigen en la cárcel de Alto Comedero, donde todavía está alojada Sala a pesar del vencimiento de todos los plazos establecidos por la Comisión y por el Grupo de Trabajo sobre Detenciones Arbitrarias de la ONU (Organización de Naciones Unidas), que directamente había exigido la libertad de la líder social.
Algunas de las estrictas medidas incluyen que sólo podrán ingresar al inmueble hasta cuatro personas a la vez y en el horario de 7 a 19, los días martes, jueves y sábados. Las visitas, al ingresar al inmueble, deberán dejar accesorios y aparatos electrónicos en el ingreso y no podrán ingresar vehículos motorizados de ninguna clase. Ni Sala ni sus familiares y visitas podrán consumir bebidas alcohólicas o estupefacientes
"El domicilio particular es el mejor lugar y además, rodeado de los tuyos. Trasladar una persona a un lugar cualquiera, diciendo 'Bueno, ya no está en la cárcel, está en prisión domiciliaria', eso no es prisión domiciliaria, es un cambio de centro de detención", sentenció Eguiguren Praeli, y afirmó que están esperando la información oficial de Argentina para pronunciarse de igual forma.
El cuestionado poder judicial jujeño otorgó el jueves la "prisión domiciliaria" a Sala pero se efectivizará recién dentro de 15 días hábiles desde la notificación de la resolución a los encargados de llevar a cabo las tareas de refacción y puesta a punto de la faz interna y externa del deteriorado inmueble de El Carmen -a unos pocos kilómetros de Alto Comedero- a donde fue enviada Sala.
Eguiguren Praeli calificó a este caso como "especial: una dirigente social, encarcelada con una prisión preventiva excesiva y claramente enfrentada con el poder local. Cuando fuimos a Jujuy, vimos a una persona que se sentí acorralada, sometida a muchos procesos disciplinares internos, cohibida, vigilada. que sentía una situación de injusticia y que sus procesos no avanzaban. Esta desesperación la llevaba a autolesionarse, ya no quería participar de los juicios. Una persona que sufría un aniquilamiento".
Además, el titular de la CIDH le respondió al gobernador jujeño Gerardo Morales (Cambiemos), que embistió contra la Comisión cuando ésta falló a favor de Sala. "Se han terminado convirtiendo en una facción de burócratas que vive en Washington y no conoce la realidad de Jujuy", sobreactuó el mandatario, en presencia del presidente Mauricio Macri, en un acto en Alto Comedero, a principios de agosto.
"Ninguno de los siete de la comisión somos burócratas, vivimos de la vida profesional. No vivo en Washington, sí viajo a veces, y por el continente. Acabo de regresar de Chile. Vivo en Lima (Perú). Pero no respondo esas tonterías, aunque la tentación es grande. Pero comprendo a un político cuando está ofuscado y habla para la tribuna", evaluó Eguiguren Praeli.
Más:
Abogado de Sala: "La maquinaria de humillar a Milagro no tiene límites"

jueves, 17 de agosto de 2017

"Se quejan por el artesano pero no dicen nada de Julio López, Marita Verón y María Cash"

"Hablábamos el otro día con un colega acerca de la materialidad del sentido y de la capacidad performativa del lenguaje, algo en lo que todavía creo profundamente. Me refiero a la importancia del lenguaje (en sus diversas manifestaciones), para dar forma a una realidad de otra manera inaccesible. Las formas de nombrar, arrancadas de los códigos que las moldean, se nos aparecen como naturales, como simple reflejo de aquello que está afuera. Y el artilugio del lenguaje como espejo lleva a confundir entre lo que ocurre y su representación. Esa confusión enmascara, esconde y disimula la profundidad de los procesos ideológicos a partir de los cuales todos sin excepción, con grados diferentes de conciencia, también concebimos el mundo ante nosotros mismos y ante los demás.
Los hechos suscitados en los últimos tiempos desafían nuestra inteligencia, atacan nuestras emociones y nos interpelan como sujetos sociales. La búsqueda de Santiago Maldonado, el reclamo por su aparición con vida, la demanda que estalla detrás del “Vivo lo llevaron, vivo lo queremos” nos recuerda el horrendo pasado de la dictadura y nos alerta de lo que sigue vivo en este presente doloroso.
He escuchado persistentemente en estos últimos días respuestas por demás preocupantes ante el reclamo que se erige desde voces múltiples por la aparición con vida de Santiago Maldonado: “Y Jorge Julio López?” “Y Marita Verón?” “Y María Cash?”.
Me detendré inicialmente en una cuestión que considero primordial: la urgencia acuciante de la exigencia al gobierno nacional -responsable actual del accionar de las fuerzas de seguridad del Estado- de que Santiago aparezca con vida. Santiago no es víctima de delincuentes comunes, no es víctima de la trata de mujeres, no es víctima del poder patriarcal que se cree dueño de su vida y de su cuerpo. Santiago Maldonado es una víctima del poder del Estado que, en lugar de cuidar a sus ciudadanos, arremete contra ellos. Y no hace falta haber sufrido la desaparición ni haber tenido a un familiar desaparecido para poder entender de qué estamos hablando. Acá podemos dejar de lado las emociones (si eso nos ayuda) y centrarnos en el uso de nuestra inteligencia.
Si sugiero apartar las emociones por un momento (sólo temporariamente, porque las emociones también son necesarias y forman parte de la concepción del mundo) es porque me parece que ahora están nublándonos las ideas y alejándonos de lo importante. Y me refiero en particular a la emoción basada en el odio (no en el afecto, no en la sensibilidad hacia el otro) que enceguece y lleva a hacernos creer que todo es lo mismo y todo es igual. No, no todo lo es. No, no hay que poner la biblia junto al calefón. Lo que une a Santiago Maldonado, a Jorge Julio López, a Marita Verón, a María Cash y a tantos otros casos de personas cuyo paradero desconocemos es el horror, es el espanto. Lo que los diferencia es lo que nos debe ayudar a entender que sus búsquedas son diferentes, que los responsables no son los mismos, que las herramientas de las que nos debemos valer son especiales para cada caso, y que las consecuencias sociales y políticas, no son las mismas. Y todas tienen consecuencias.
Pero lo que me preocupa es cuando se utiliza ante al reclamo por Santiago -porque sí, es un uso no inocente de la lengua-, la pregunta por Jorge Julio López, en particular por él, como forma de descrédito político lo que tiene como consecuencia argumentativa lógica, la minimización del hecho que nos convoca en esta oportunidad.
Dice alguien: Aparición con vida de Santiago Maldonado. 
Y retruca el otro: Aparición con vida de Jorge Julio López. Desaparecido político de la democracia. 
La respuesta es excluyente. La respuesta contrapone un caso espantoso de alguien que tuvo la valentía de presentarse a declarar en un juicio contra los genocidas, doble víctima. Jorge Julio López hombre, albañil, torturado por la dictadura, sobreviviente, testigo de causa contra los represores, se pierde tras una retórica en la que ha dejado de ser persona. Tras esa retórica que lo usa como chicana. Jorge Julio López, es víctima otra vez. Esta vez víctima simbólica entre quienes creen apelar a él de manera inocente (“Pero yo sólo pregunto”) o justiciera (“¡¿Qué se creen esos? ¿Dueños de los derechos humanos?!”). López otra vez en el barro, su nombre escupido ante quienes hoy reclaman por Santiago, como si antes no se hubiera reclamado por él y no siguiéramos haciéndolo en cada marcha por los Derechos Humanos desde hace ya 11 años. Sólo quien no haya concurrido a una marcha, quien no se haya molestado en leer las consignas, puede decir hoy que Jorge Julio López fue alguna vez olvidado. 
Lo que esa retórica excluyente hace (sean sus emisores conscientes o no de ello) es desvalorizar la vida de Santiago. Santiago artesano. Santiago hijo. Santiago hermano. Santiago defensor de la causa mapuche. Santiago víctima de la Gendarmería. Santiago indefenso ante un gobierno rápido en poner el dedo sobre él y las luchas de los pueblos indígenas (definiéndolos como terroristas). Santiago es hoy, es ahora, es ya, es inminente. Santiago es el grito de muchos de nosotros que clama por su vida. Es el grito desesperado por no tener que seguir incluyendo su nombre, su rostro, sus ojos y sus rastas en ninguna otra marcha contra el Terrorismo de Estado.
Aparición con vida de Santiago Maldonado. Vivo lo llevaron, vivo lo queremos".
Profesora del Departamento de Comunicación
Universidad Nacional de Río Cuarto (Córdoba)
Más:
Encontraron un collar y se suma Interpol a la búsqueda de Maldonado

sábado, 12 de agosto de 2017

#AparicionYaDeSantiago Un barrio entrerriano le respondió a Clarín

El barrio Ecológico de Gualeguaychú ha sufrido en carne propia las maniobras del gobierno nacional y sus medios adictos para desviar la atención de la sociedad sobre el caso Santiago Maldonado, desaparición forzada en democracia que ya ha merecido el repudio de organismos internacionales y -otra vez- la lentitud y el desconcierto de la administración macrista-radical-carriotista.
La desesperación ante el creciente escándalo no sólo nacional y la inminencia de una marcha que terminó cumpliendo las previsiones de multitudinaria hizo que Clarín, el diario que más protege a Mauricio Macri, publicara una bochornosa "entrevista" a un comisario entrerriano, que terminó afirmando que "los efectivos ingresaron en siete domicilios y encontraron 14 hombres que son parecidos a Santiago. Parecen hermanos gemelos todos en Barrio Ecológico".
Fue luego de que los medios oficialistaas adjudicaran a Santiago Maldonado la imagen de un hombre en un supuesto video de un supuesto comercio cerca de Gualeguaychú, después de que un supuesto camionero había afirmado haber llevado al joven a la zona de Ceibas (haciendo recordar otra pista falsa igual a ésta en el caso Araceli Fuelles).
La respuesta de los habitantes del Barrio Ecológico de Gualeguaychú, ayer, fue sumarse a las múltiples manifestaciones en todo el país que reclamaron la aparición con vida de Santiago, desparecido luego de una represión de Gendarmería en Chubut, en el marco de una protesta mapuche pidiendo la libertad de su líder Facundo Jones Huala, detenido ilegalmente aún hoy en Río Negro.
La forma de hacerlo fue mostrar el rostro de Maldonado delante de sus caras, una foto que ayer se multiplicó por miles, especialmente en Plaza de Mayo (Buenos Aires), donde Sergio, el hermano de Santiago reclamó "que aparezca Santiago! ¡Lo antes posible! ¡Santiago te quiero ver! Estoy orgulloso de vos. La voy a pelear hasta el final. No me importa un carajo lo que me pase".
Mientras tanto, Matías Ayastuy, subsecretario de Derechos Humanos de la Municipalidad de Gualeguaychú, encabezó el reclamo de los vecinos, que por estos días se ven atacados no sólo por medios de alcance nacional sino avasallados por el accionar policial.
En la curva de Fiorotto, el funcionario aseguró en su discurso que el despliegue de las fuerzas policiales no se debió a la búsqueda de Maldonado, sino a lo que definieron como "una paparruchada, una cacería injustificada. Entraban a las casas y preguntaban si había plantas de marihuana, no buscaban a Santiago". Asimismo, indicó que "cuando el clima se pone raro, mucho más tenemos que salir a las calles".
Claudina Corti, una de las vecinas que habló durante la protesta, denunció que "vinieron a nuestras casas a hostigarnos, durante la noche, a acallarnos, porque no les gusta lo que decimos. Hace 3 días en nuestro barrio dormimos con miedo. Este no es tiempo de tener miedo. No hay que dar vuelta la cara, como sucedió hace 40 años. Tenemos que unirnos y organizarnos, porque no nos puede pasar lo mismo".
Más:
Medios internacionales se hacen eco del multitudinario pedido por Santiago

miércoles, 9 de agosto de 2017

Lo que hay detrás de los ataques del gobierno argentino contra los mapuches

La desaparición de Santiago Maldonado tocó una fibra íntima del círculo presidencial, más allá de constituir un nuevo papelón de la administración de Cambiemos ante el mundo en materia de derechos humanos: la ONU tuvo que emitir un nuevo exhorto al gobierno argentino para que los respete, como cuando lo hizo meses atrás por el caso Milagro Sala.
Los intentos del relato macrista de relacionar el grave caso de Maldonado y las protestas del pueblo mapuche representado por Facundo Jones Huala con una conspiración kirchnerista con financiamiento inglés y regar el discurso de palabras como "terrorista", "guerrilla", "violencia armada", "anarquía", "república mapuche autónoma" quizás no sea lo central.
La reacción destemplada de los funcionarios macristas (con Patricia Bullrich a la cabeza, pero acompañada por los medios y las redes de trolls oficialistas alimentadas por la jefatura de Gabinete de Marcos Peña) estaría obedeciendo a razones que se hunden en la trágica historia de la Patagonia argentina.
En este sentido, un post de marzo del año pasado cobra actualidad nuevamente: "El libro "Menéndez, rey de la Patagonia", del historiador español José Luis Alonso Marchante, narra cómo José Menéndez, inmigrante asturiano, se apoderó de manera fraudulenta de miles de hectáreas en la Patagonia chilena y argentina y participó del exterminio de los pueblos originarios.
Marcos Peña es descendiente de los Menéndez. Su madre se llama Clara Braun Cantilo -hija de Luis Eduardo Menéndez Braun-, que tuvo otros cuatro hijos, además del actual jefe de Gabinete de Macri: Ignacio, Tomás, Julián y Andrés. María Teresa Josefina Cantilo Achával se llama la abuela de Peña. El apellido Cantilo une a los Peña y Braun con los Bullrich, Patricia (ministra de Seguridad, y Esteban, ex ministro de Educación).
El secretario de Comercio, Miguel Braun -primo de Marcos-, es hijo del economista Oscar Braun, hijo de Mauricio Braun, yerno de José Menéndez y socio en los negocios turbios, facilitados por el genocidio patagónico.
En el año 1908, en Trelew, José Menéndez y Mauricio Braun unieron sus empresas y dieron origen a la Sociedad Anónima Importadora y Exportadora de la Patagonia, que se inició como almacenes generales, con estancias y una flota naval de su propiedad. Debido a la extensión y a la complejidad del nombre, los habitantes de la Patagonia la llamaban simplemente "La Anónima". Con más de un siglo de actividad ininterrumpida, La Anónima es sinónimo de supermercadismo en la Patagonia y otros puntos del país, posicionándose como la cuarta empresa del rubro en el ámbito nacional y la segunda de bandera argentina.
"Las leyes de colonización chilenas y argentinas, que he estudiado en detalle, establecían como límite 30 mil hectáreas para ser entregadas en arriendo a los colonos, porque la intención que se tenía sobre el papel era que llegaran los inmigrantes europeos a instalarse con pequeñas estancias ganaderas, que es por ejemplo lo que pasó en Australia, pero Menéndez, Braun y otros, lo que hacen es conseguir que los gobiernos chileno y argentino se salten sus propias legislaciones para obtener más tierras, pertenecientes obviamente a su habitantes originales. José Menéndez se movía en los pasillos del Congreso de Santiago y Buenos Aires con muchísima habilidad y dinero, llegando a tener en nómina a gobernadores de la Patagonia. En el caso de Chile, a Mariano Guerrero Bascuñan, que cuando dejó de ser delegado de gobierno en Magallanes se fue a Santiago y trabajó para los estancieros. En Argentina con Carlos Moyano, que fue gobernador de Santa Cruz, pasó lo mismo. Eran conseguidores de tierra. Existe una responsabilidad absoluta de los gobiernos, pues permitieron toda clase de tropelías", explicó Alonso Marchante.
El doctor Antonio E. Díaz-Fernández, descendiente del pueblo diaguita-kalchakí, recordó que "aún espera justicia el genocidio del pueblo selk´nam de la Patagonia Austral llevado adelante desde finales del siglo XIX por parte de los estancieros Braun Menéndez, con la complicidad y colaboración del Estado. Los gloriosos 100 años de la Sociedad Importadora y Exportadora de la Patagonia aún esconden en sus góndolas las orejas cortadas a los onas, acribillados por sus cazadores a sueldo como el asesino Popper y sus cuadrillas de tiro. La expansión del latifundio Braun Menéndez en territorio austral significó el fin de la cultura y la lengua del pueblo selk´nam y otros como los Yámanas y Qawasqar o Alakalufes, todos mal llamados onas"".
Más:
Chubut: la Justicia investiga espionaje sobre los mapuches

martes, 8 de agosto de 2017

#Condor2017 Silbaron otra vez a Avelluto y pidieron por Santiago Maldonado

Las críticas al gobierno nacional también se hicieron presentes en la entrega de los premios Cóndor de Plata, que se llevó a cabo ayer en Buenos Aires y que estuvo cruzada por abucheos contra el ministro de Cultura de la Nación, Pablo Avelluto, y reclamos por los casos Santiago Maldonado y Milagro Sala.
La polémica la abrió el secretario general de la Asociación de Críticos Cinematográficos, Claudio Minghetti, cuando elogió la labor del titular de los Medios Públicos, Hernán Lombardi; el secretario de Medios Públicos, Jorge Sigal; el nuevo director del Incaa, Ralph Haiek; y el ministro Avelluto (14'04" del video).
Los silbidos se escucharon en la sala en ese momento y Minghetti tuvo que interrumpir su discurso, al cual volvió con una frase que fue reprobada por el público: "El cine no tiene grieta. No tenemos que reaccionar de ninguna manera con las cosas que ocurren porque todo está volviendo a la normalidad".
Ante los reproches, Minghetti -que antes había descripto números elogiosos del cine nacional- intentó contenerlos asegurando que "no hay ninguna lucha que se pierde, sólo la que se abandona".
Pareció una respuesta ante la sorpresa que causaron en varios sus condescendientes agradecimientos a los funcionarios macristas y una descripción del mundo del cine muy conveniente para con la mirada oficial, cuando en verdad, Minghetti es un reconocido defensor del kirchnerismo, no sólo a través de sus redes sociales sino también en su trabajo profesional como periodista y crítico de cine.
Al ¿ex k? le respondió el actor Lautaro Delgado (foto), luego de ganar el premio en la categoría mejor actor de reparto por la película Gilda: no me arrepiento de este amor (6'47" del video).
"Como ciudadano, exijo la aparición con vida de Santiago Maldonado. No sé si hay grieta o no hay grieta, pero quiero que Milagro Sala salga en libertad porque es totalmente inconstitucional e ilegal que esté presa todavía", reclamó Delgado, ante la ovación de la sala del CCK (Centro Cultural Kirchner).
Antes de que Ariel Rotter, el director de la ganadora como mejor película (La luz incidente), pidiera apoyo y defensa de la ley de cine, Francisco Márquez, guionista de La larga noche de Francisco Sanctis, también exigió por Maldonado (13'09 del video).
"Nuestra película está ambientada en los 70, que habla sobre el compromiso, y cuando decimos Nunca Más, lo seguimos diciendo ahora. Por eso también por la aparición con vida de Santiago. No es que lo pedimos nosotros, lo está pidiendo la ONU (Organización de las Naciones Unidas)", especificó.
"Acá no hay posibilidad de vuelta a la normalidad mientras haya presos políticos y les peguen palos a los trabajadores que están reclamando por su laburo. Al menos, esa es la normalidad a la que nosotros queremos volver", agregó, en medio de generalizados aplausos.
Más:
Le piden a Avelluto que no vacíe el Ballet Clasico Nacional

sábado, 5 de agosto de 2017

Libro revela de dónde sacó la plata Mitre para fundar La Nación

El diario oficialista La Nación no sólo tiene una oscura historia relacionada con la dictadura cívico-militar y la apropiación de Papel Prensa, la fábrica de hacer papel barato, sino también el origen de los fondos para su creación, que están envueltos por la polémica y las denuncias de corrupción.
Así lo revela el economista Mariano Otálora en su libro "Los próceres y el dinero", en el que describe la forma espuria en que algunas de las máximas personalidades de la historia amasaron sus fortunas, como Bernardino Rivadavia, Julio Argentino Roca y Bartolomé Mitre, fundador de La Nación.
Mitre es de los que más se beneficiaron del Estado a lo largo de la historia argentina. "Luego de retirarse como presidente, los principales proveedores del Ejército en agradecimiento por su labor en la Guerra del Paraguay le regalaron una casa y le dieron el dinero para la fundación de La Nación, su propio diario", escribe Otálora.
Y agrega: "Cuando en 1870 funda el diario con imprenta y que funcionaría en un principio como una sociedad anónima, Mitre sostuvo que el dinero para sus acciones lo obtuvo del remate de sus muebles de lujo y de parte de sus libros, cuadros y curiosidades. Decía que en una semana había logrado juntar el exorbitante capital de entre 800.000 y 1.000.000 de pesos, también con el apoyo de diez amigos. Esos amigos casualmente eran muchos de los proveedores de la Guerra del Paraguay -Lezica, Galván, Lezama y Lanús-. Inexplicablemente en apenas pocos años Mitre pudo comprar la totalidad de las acciones a sus socios. Eso no es todo.
Estos mismos amigos que se beneficiaron de la Guerra, dos años antes le habían hecho una "vaquita" y, cuando terminó su presidencia, en agradecimiento, le regalaron la casa de la calle San Martín 144 - 146 (actualmente 336), que hasta el momento, Bartolomé alquilaba. Más que amistad, muchos vieron en estos gestos una simple -y millonaria- devolución de favores".
Más:
La Nación, enceguecida por sacar a Gils Carbó

lunes, 24 de julio de 2017

Elecciones 2017: Cambiemos envía colchones y electrodomésticos a todo el país

Desde hace por lo menos unos 10 días, y casi sin solución de continuidad, el gobierno nacional ha intensificado el envío de colchones y electrodomésticos a diferentes puntos de la Argentina con vistas a las próximas elecciones.
Así lo demuestra el siguiente detalle de noticias de denuncias de clientelismo político que está perpetrando el gobierno de Mauricio Macri, especialmente a través del ministerio de Desarrollo Social.
15 de julio, Santa Rosa (La Pampa): "Tres camiones con acoplados enviados por el Ministerio de Desarrollo Social de Nación llegaron a la ciudad y recorrieron distintos barrios, lo hicieron con destinos puntuales y con familias que ya se habían anotado en el programa hacia unos meses. En su mayoría, familias numerosas y con algunas ausencias.
"Se trata de un programa de Desarrollo Social, que funciona muy bien. Se trata de dar una mano a aquellos que más lo necesitan, a veces son estufas, electrodomésticos, sillas, colchones y camas. Es un programa nacional que tiene muchos años, como funcionaba muy bien lo seguimos llevando a cabo", relató Martín Maquieyra, diputado nacional por Cambiemos.
Cuando emparentamos esta entrega con la campaña, Maquieyra aseguró que "nada que ver. Esto es el Estado llegando a la gente. De hecho hoy timbreamos en otro barrio para que no se mezcle y que una cosa no tenga que ver con la otra. Esto es estar cerca de la gente que lo necesita".
19 de julio, Tafí Viejo (Tucumán): "El intendente de Tafí Viejo, Javier Noguera, denunció que una docena de personas descargaban de dos camiones electrodomésticos, camas y colchones -propiedad del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación-, y que volvían a cargarlos en camiones de la Municipalidad de San Miguel de Tucumán.
"Es un escándalo. Resulta que ahora ellos (por los dirigentes de Cambiemos), están haciendo lo mismo que hace dos años nos acusaban sin pruebas. Nos acusaron de clientelismo, la Corte de la Nación ratificó que no hubo fraude y ahora a plena luz del día unos señores estaban entregando de manera irregular bienes del Estado nacional en vehículos particulares y camiones de la capital. Los medios durante meses sacaron en tapa la truchada del fraude, que supuestamente nosotros hacíamos”, reclamó el oficialista.
Según Noguera, un grupo descargaba bienes de dos camiones de gran porte a las 16.30 de ayer, frente al parque Miguel Lillo en Lomas de Tafí. Los elementos eran cargados luego en camiones y camionetas. En las imágenes se reconoce a un vehículo con el logo de la Capital, a cargo del intendente Germán Alfaro (Cambiemos). Beatriz Ávila, su esposa, secunda al radical José Cano en la lista de precandidatos a diputado".
21 de julio, Rosario (Santa Fe): "El dirigente radical Jorge Boasso mostró una foto de una pila de boletas de Cambiemos junto a un montón de comida enlatada y cajas con lácteos. "Asi #Cambiamos @NikyCantard @LaspinaL ? deposito del PRO, con volantes de CANTARD al lado de latas de comida y cajas de leche", escribió en su cuenta de Twitter. La imagen fue tomada en el lugar de acopio de mercaderías que la fundación Pensar posee en Rosario.
Presionados por ser ahora parte de la alianza oficialista (aunque con poca presencia en el Gobierno), parte de la UCR de Santa Fe abandonó al Frente Progresista, que integraban con el gobernante Partido Socialista. Si bien es de origen radical, Boasso ya había enfrentado al socialismo: en 2015 fue el candidato a vicegobernador de Miguel Del Sel, que quedó a 0,12% de Miguel Lifschitz".
Más:
En La Pampa, se quejan porque sólo les enviaron el esqueleto de un jardín
En Corrientes, vecina desnuda la mentira de la obras de Colombi en su cara

miércoles, 19 de julio de 2017

Unicef condena lo que hizo Lanata con un niño en tv

Fernanda Rivas, la madre del niño de 11 años que apareció en Periodismo Para Todos, aseguró que no autorizó la presencia de su hijo en el programa del showman Jorge Lanata y presentó una denuncia contra el canal por el uso de su imagen -que viola leyes y tratados internacionales de los derechos del niño-, y otra denuncia para que se investigue la coacción a la que fue sometido por funcionarios del gobierno de Lanús (Buenos Aires) para hacer la nota con el equipo de PPT.
"Yo no sabía nada que mi hijo iba a parecer en el programa de Lanata. Me enteré el lunes, cuando me venía a trabajar. Me mostraron en mi casa que él había salido en la tele. Le pregunté "cómo vas a decir esas cosas". Él me dijo "pero si yo no decía eso lo van a lastimar a mi papá" (que se encuentra preso). Le dije "¿qué tiene que ver tu papá en esto?". Y él dijo que unos días antes de que pase lo de la entrevista lo agarraron a dos cuadras de mi casa, lo levantaron en un coche y le dijeron que si él no declaraba esas cosas, que era chorro, que era asesino, primero me iban a llevar presa a mí o iban a hacer que el papá quede más años preso o que lo iban a lastimar", denunció Rivas en Radio 10 (Buenos Aires).
Este proceder extorsivo por parte de autoridades políticas y policiales de Lanús fueron complementadas por un accionar por parte del programa de televisión que viola todas las recomendaciones que hace Unicef, el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia.
Para tratar la imagen de chicos en los medios de comunicación, Unicef aconseja tener en cuenta el consentimiento del niño y la autorización del adulto responsable; evaluar si la exposición no generará un daño para su vida; no mostrar el rostro si eso puede representar una amenaza para su reputación o vida íntima y proteger su identidad, entre otras indicaciones específicas para periodistas.
"El derecho a la privacidad e intimidad familiar de las niñas, niños y adolescentes está comprendido en el artículo 10 de la Ley 26.061 de Protección Integral de los Derechos de las Niñas, Niños y Adolescentes. Este artículo establece que éstas/os "tienen derecho a la vida privada e intimidad de y en la vida familiar" y en el artículo 22 que refiere al derecho a la dignidad y señala expresamente que no se pueden exponer, difundir o divulgar datos, informaciones o imágenes que permitan identificar, directa o indirectamente a niños, niñas y adolescentes, a través de cualquier medio de comunicación o publicación en contra de su voluntad y la de sus padres, representantes legales o responsables, cuando se lesionen su dignidad o la reputación de las niñas, niños y adolescentes o que constituyan injerencias arbitrarias o ilegales en su vida privada o intimidad familiar", establece Unicef en su Guía para Periodistas referida a la protección de datos al tocar temas de infancia y adolescencia.
"En el artículo 53, el Código Civil establece de manera explícita el derecho a la imagen. Como dicta la normativa, este derecho no se limita a lo visual, sino que incluye en el concepto de imagen a "la voz de las personas". El artículo dispone la necesidad de consentimiento de las personas para captar o reproducir su imagen o su voz, salvo en excepciones vinculadas al interés público. Pero, aun en estos casos, dicta que se deben tomar "las precauciones suficientes para evitar un daño innecesario"", agrega el organismo internacional.
"A diario se expone en los medios a chicas y chicos en estado de vulnerabilidad, en conflicto con la ley penal o en situaciones de violencia, invadiendo su intimidad y perjudicando su dignidad. A veces los medios utilizan recursos de edición como el pixelado, el desenfocado o la cobertura del área de los ojos para evitar exponer la identidad de chicos y chicas en sus coberturas periodísticas. "Estos recursos suelen ser insuficientes y, por lo tanto, inefectivos", asevera Unicef.
"En otras ocasiones, se omiten los datos personales de un niño o niña pero se difunden informaciones que permiten deducir sus identidades, como por ejemplo la escuela a la que asisten, la calle donde viven o los nombres de sus padres o sus propios apodos. Esto conduce a la identificación indirecta del niño, niña y adolescente, y debe ser evitado también", remarca la guía.
Más:
La Garganta Poderosa también criticó a Lanata

martes, 18 de julio de 2017

Cuando el gobierno nacional desmentía que fuera a privatizar el Arsat

Otra vez el gobierno de Mauricio Macri se ve envuelto en un dolor de cabeza a partir de ser acusado nuevamente de no defender los intereses de los argentinos: una denuncia periodística -ahora con pedido de informes legislativos- dio cuenta de a intención oficial de vender ilegalmente el satélite Arsat a una empresa de Estados Unidos. Así, los próximos satélites producidos en nuestro país serían manejados por una firma extranjera que también se quedaría con el espacio orbital que le correspondía a la Argentina.
En una carta de intención firmada el 29 de junio, el gobierno autorizó a la compañía Hughes a que se quede con "al menos" el 51% del Arsat 3 y también la autorizó a cambiarle el nombre. La venta es ilegal: va en contra de la ley 27.208 de Desarrollo de la Industria Satelital aprobada en 2015, que en su artículo 8 dicta que no se pueden ceder los derechos de este nuevo satélite y que si se quieren hacerse cambios deben ser aprobados por el Congreso, según el artículo 10.
La ilegal fusión fue aprobada hace días en secreto por Rodrigo de Loredo, director de ARSAT y yerno del ex ministro de Comunicaciones, Oscar Aguad. Lo llamativo es que fue el mismo De Loredo el que había negado que Cambiemos fuera a entregar la soberanía satelital que el país había conseguido con mucho esfuerzo, luego de años de apostar por el trabajo y la ciencia argentinos.
"Para nosotros Arsat es una política de Estado, por eso lo que esté bien vamos a seguir haciéndolo y vamos a mejorar lo que esté mal", le dijo el funcionario macrista al diario Perfil el 31 de enero del año pasado.
—En las redes sociales se difundió el rumor de que la empresa había vendido los satélites Arsat 1 y 2 a Francia. ¿Qué hay de cierto?
—De cierto no tiene nada. Me río de eso. Dudamos mucho de responder porque es darle entidad a un rumor. Muchas veces no vale la pena contestar una cosa absolutamente traída de los pelos. Me tuve que meter en internet para ver qué era esa empresa Talent que se mencionaba, y vi que es una empresa de recursos humanos.
—La anterior gestión planificó para 2019 el lanzamiento del Arsat 3. ¿Se mantiene este proyecto?
 —Estamos estudiando el proyecto. La idea es que la Argentina continúe fabricando satélites, ya que hay pocos países en el mundo que lo hacen. En principio, el plazo de 2019 sigue en marcha. Creemos que como está diseñado está muy bien, pero queremos opinar si es la mejor tecnología escogida.
Justamente, mientras que para la producción de los anteriores ARSAT se usó al menos un 30% de elaboración argentina, para el nuevo satélite se comprará tecnología a Estados Unidos, país donde también se arbitrará en caso de litigio, como en el caso de los fondos buitre. La firma beneficiada por la compra de herramental, según dicta la carta de intención firmada hace dos semanas por De Loredo, es la norteamericana Thales Alenia Space.
Otro de los puntos que se le critican a la administración macrista tiene que ver con la venta de los servicios de estos satélites. Es que, al igual que las low cost con respecto a Aerolíneas Argentinas, Macri autorizó la entrada a país de varias compañías satelitales, a pesar de que ofrecen un servicio que los Arsat pueden cubrir.
Ante el nuevo escándalo, hasta el jefe de Gabinete, Marcos Peña, tuvo que salir a intentar desmentir la información: "Eso es falso, otra mentira más. Mintieron gobernando todo el tiempo, siguen mintiendo como oposición".
Más:
"El que compre el Arsat debe prepararse para que sea expropiado"

domingo, 16 de julio de 2017

Echaron a un médico del PAMI Mendoza por ser k

Un médico perito del PAMI Mendoza denunció que sufre una persecución ideológica por ser kirchnerista, y narró que este viernes fue echado del Hospital Privado, como antes ya había sido despedido de otros trabajos.
"Me recibí a los 23 años, tengo dos especialidades, soy oncólogo. Esto es muy triste para mí, por lo que me implica en lo personal y en lo ideológico. En el PAMI entré en 2013 a pedido de una agrupación política; recibimos muchas operaciones de prensa por controlar y sancionar a las clínicas que tenían terribles déficits, como el Hospital Privado de Mendoza, que es de la corporación médica mendocina", relató Marcelo Alva en un video publicado en Youtube.
"Uno de los dueños del Hospital Privado es el doctor Rubén Giacchi (ex ministro de Salud del gobernador de Cambiemos, Alfredo Cornejo), que junto al jefe del Servicio de Oncología, Adolfo Capó, trataron de sacarme de encima. Me habían prometido que cuando me vaya del PAMI no me iban a dejar laburar en Mendoza y en todo el país", acusó.
"Hoy (por el viernes) me acaba de llegar la última carta documento del último trabajo que tenía en Mendoza. El presidente actual había dicho que no se iba a perseguir al que piensa diferente y eso fue una mentira, una de las tantas mentiras", agregó el profesional, y denunció un desguace de la ANSES y el PAMI y la quita de medicamentos a los afiliados. "Es un genocidio social, donde están apuntados los niños y los viejos, y todos lo que ellos creen improductivos, entre ellos los discapacitados", puntualizó.
"Mi pecado grande es ser kirchnerista y jugarme en contra de las corporaciones y no ser un empleado de ellos. Hoy en día, las instituciones están de los dos lados del mostrador, los dueños de la clínicas pueden castigar a los prestadores, inclusive alguna denuncia que tiene cierto ex ministro de la provincia", advirtió.
"He tenido amenazas, de muerte inclusive, y de despedir a gente querida porque me bancan. Buscan tener un efecto multiplicador para que nadie se atreve a debatir ideas. Hasta el 2015, conviví con gente que decía "la yegua","la bipolar" y no pasaba nada, porque lo que importaba era que trabajaran, que hicieran las cosas que debían hacer", se lamentó Alva, que antes había sido despedido del Hospital Central de Mendoza "también por Giacchi y Capó".
Más:
Giacchi tuvo que renunciar por una denuncia de violencia de género