martes, 13 de septiembre de 2016

Clarín asegura que le falta un voto para destituir a Rafecas

Como parte de la ofensiva  que el grupo político-económico que se hizo del poder el 10 de diciembre ha intensificado en estas semanas contra distintos funcionarios judiciales que no le responden (principalmente, la procuradora general Alejandro Gils Carbó, el camarista Eduardo Freiler y los jueces Carlos Rozanski y Daniel Rafecas), uno de los editorialistas del diario Clarín, quizás el más iracundo defensor de los intereses del Grupo, Ricardo Roa avisa: "Rafecas acumula hoy tres denuncias: dos por Nisman y otra por dormitar ocho años el enriquecimiento de José López. Lo investigan dos radicales, Rozas y Valdés, que deben recordar que Rafecas fue el juez de la Banelco contra De la Rúa que terminó con De la Rúa sobreseído.
Alrededor de este juez que ha perdido la imparcialidad se reabre la grieta. En una solicitada se pidió días atrás su destitución y en otra salieron a defenderlo. Hasta el Papa entró en escena, apoyándolo a la manera vaticana: lo invitó a un coloquio en Roma. Sabrá por qué. En el Consejo falta un voto para destituirlo. Una solicitada pide conseguirlo y la otra que siga todo igual".
Para destituir a un juez, el Consejo de la Magistratura debe hacerlo con los dos tercios de sus integrantes (13), es decir, 9 votos.
Un rápido repaso por la conformación actual del órgano permite coincidir con Roa: la votación estaría 8 a 5.
¿Quién podría aportar el noveno voto para satisfacer las demandas de empresarios mediáticos (Clarín y La Nación) comprometidos por la causa Papel Prensa, defensores de los genocidas de la última dictadura cívico-militar y sedientos de encarcelar a Cristina Fernández de Kirchner a través de reflotar la denuncia del ex fiscal Alberto Nisman por el memorándum de entendimiento con Irán (que nunca entró en vigencia)?
¿Volverán las presiones sobre la consejera Gabriela Vázquez (foto), de la que se esperaba que ejerciera una presidencia del Consejo opositora al kirchnerismo en 2014 y sin embargo fue acusada por esos medios de haberse dado vuelta y haberlos traicionado?
Los kirchneristas todavía se estarán lamentando por aquel descuido que permitió que Cambiemos llegara a los 8 votos con la designación por la ventana del macrista Pablo Tonelli.
Más:
Para Barcesat, ya tienen los votos suficientes

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada