lunes, 19 de septiembre de 2016

Lanata salió a defender a su amigo Zicarelli

Jorge Lanata respaldó en su monólogo de anoche en Periodismo para Todos a Álvaro Zicarelli, el desplazado director de Asuntos Globales de la presidencia del Senado, con quien se fotografió en una comida íntima junto al escritor Juan José Sebreli y la ensayista Beatriz Sarlo.
"El tema es complicado y está bueno poder plantearlo como una cosa con la que uno no está del todo de acuerdo. El tipo insultó a Cristina 4 años antes de ser funcionario.  O sea, no estaba en el Senado. Yo aparezco en una foto con Sebreli, Sarlo y este chico Zicarelli, que yo lo vi por primera vez en esa comida. fue después del 2012. No tengo idea dónde laburaba, pero no era funcionario público. Me parece injusto que lo hayan echado por esto. Los del PRO sobreactuaron, creo que se equivocaron", se quejó Lanata.
El showman del Grupo Clarín, en verdad, salió a defender el derecho de su audiencia a seguir insultando y descalificando a cualquier kirchnerista que aparezca en el horizonte, además de bajarle el precio a la caída del funcionario de Michetti, que se produjo luego del escándalo que provocó el informe de El Destape, del periodista Roberto Navarro, archienemigo de Lanata.
Los argumentos de Lanta flaquean porque los medios oficialistas presentaron el despido de Zicarelli como producto de aquellos insultos contra Cristina en 2012, cuando en verdad Michetti lo echó porque se descubrió que cobraba del Estado por sus tareas en la fundación de la vicepresidenta, que está siendo investigada por la Justicia.
El viernes, Michetti pidió ser sobreseída en la causa judicial en la que se la investiga por el origen poco claro del dinero que supuestamente le fue robado de su casa.
En su descargo, Michetti involucró al senador Federico Pinedo, ya que lo nombró como una de las personas que juntó parte de a plata que ella tenía en bolsas en su dormitorio. Michetti reiteró que eran donaciones para su fundación -que Pinedo también integra-, pero la ley marca que no pueden ser en efectivo sino que deben ser bancarizadas.
El Destape reveló que algunos de los aportantes de Michetti fueron Alejandra Illia, prima y empleada de Michetti en el Senado; la esposa del periodista Luis Majul, María Conte Grand, que también fue empleada de Michetti en el Senado, hasta que se conoció la información y fue dada de baja en los primeros meses del año; Daniel Chain, secretario de Obras Públicas de la Nación; Guillermo Montenegro, ex ministro del gobierno porteño y actual embajador argentino en Uruguay; Andrés Ibarra, ministro de Modernización del gobierno nacional; y Hernán Lombardi, ex jefe de campaña de Michetti, vocal de la fundación Suma y actual secretario de Medios Públicos, que está comprometido en otra causa judicial por defraudación contra el Estado porteño a través de la Fundación Pensar, otra de las fundaciones macristas sospechadas de financiarse a través de dineros públicos de forma irregular.
Pero Michetti no es la única del gobierno de Cambiemos con problemas con la justicia: este fin de semana, se conoció que a la sociedad en Bahamas del presidente Mauricio Macri y su familia le salió una melliza, a pesar de los dichos en contrario del primer mandatario. A la ya conocida Fleg Trading Limited se sumó la existencia de otra empresa offshore en paraísos fiscales: Karter Properties Limited.
Fleg está vinculada a la familia Macri, Karter a una familia italiana muy cercana que se llama Nocella. Dueños distintos, pero en los documentos Fleg y Karter aparecen juntas. Juntas contestan su correspondencia, juntas le facturan sus abogados, juntas hacen trámites, juntas pagan sellos y timbres.
Lejos de estar inactiva, como había dicho Macri, Fleg desembarcó en San Pablo (Brasil), tuvo cuentas bancarias, manejó una caja chica y participó de las transferencias millonarias hacia Italia que tuvieron como beneficiario a la familia Nocella.
Además, el fiscal Federico Delgado y el juez Sebastián Casanello recibirán en los próximos días una nueva constancia en su investigación sobre el presunto delito de lavado cometido por el presidente Mauricio Macri cuando sólo se dedicaba a las empresas del grupo familiar. La constancia es el certificado de persona jurídica de Kagemusha, otra de las offshore de Mauricio Macri.
El 8 de septiembre, el contador de la familia Macri, Santiago Diego Lussich Torrendell, que figura en los documentos del estudio panameño Mossack Fonseca como gestor en la creación de Fleg Trading, admitió ante el fiscal Delgado que era una práctica habitual colocar empleados de Macri como integrantes de los directorios de estas empresas offshore.
Esta confesión de Lussich Torrendel le suma más offshores a Macri: por lo menos 8, ya que éstas figuran a nombre de empleados de sus empresas uruguayas.
Se trata de Macri Group (que luego mutó a Metro Consulting PTY), Cap Loren Panamá SA, Orion Alliance Corporation, Atoll Services Group Inc, Pymore Ventures Holding SA, Danae Alliance Company SA, Aspent Portfolio SA y Rockford Holding Group SA.
Más:
¿Incompatibilidad de Gil Lavedra como abogado de Michetti?

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada