jueves, 30 de junio de 2016

Apriete al Papa: ¿cómo denomina Bergoglio a los medios argentinos que lo atacan?

La Iglesia argentina salió a denunciar una campaña sucia contra el Papa Francisco en medio de los ataques del gobierno macrista y medios afines contra el jefe del Vaticano.
La organización Generación Francisco y los curas villeros denunciaron la existencia de una campaña “brutal” contra el papa Francisco en el país, mientras que el obispo de San Isidro y presidente de Cáritas, Oscar Ojea, afirmó: "Desde distintos medios, se busca oscurecer su mensaje con opiniones sesgadas, suposiciones e informaciones no debidamente chequeadas, con tantísimas críticas en los medios y en las redes sociales con total falta de respeto".
Desde estos ámbitos más cercanos al trabajo con los pobres y desde medios opositores al gobierno de Mauricio Macir se insiste que estos ataques contra Bergoglio son para neutralizar el poder de la crítica del Papa en temas como guerras, el hambre y la afectación del medio ambiente que ponen en peligro la vida humana sobre.
En el caso particular de nuestro país, la operación -que tendría fuertes episodios en estos días- buscaría contener el rol de Bergoglio como casi único opositor de envergadura al plan socioeconómico perpetrado por el macrismo-radical-carriotismo y que ha afectado la situación de millones de personas en apenas 7 meses de gestión.
El jueves pasado, el Vatican Insider publicó una entrevista al Padre Pepe, el sacerdote José María Di Paola, que se refirió a esta campaña sostenida por las principales empresas paraperiodísticas de Argentina, a las que les achacó poseer una "ideología destructiva".
"Lamentablemente en estos últimos tiempos hemos encontrado, en algunos medios poderosos de comunicación, una especie de campaña contra el Papa Francisco. Lamentablemente, aquellos que decían que era muy bueno hace unos meses muestran la incoherencia de sus ideologías destructivas cuando hoy lo denuestan a través de los distintos medios", afirmó el cura.
El medio italiano especializado en los temas del Vaticano aseguró en su artículo que la campaña en contra del Papa también se siente en Roma: "No resultan casuales las críticas que, desde diversos sectores de la política y el periodismo, se lanzan cotidianamente contra el líder católico. Ni por el tono, ni por el contenido. Parecen dignas de una “operación”, una estrategia preconcebida para manchar. Circunstancias a las cuales Francisco no busca darle mayor importancia, pero que generan ansiedad en su entorno. Una fuente muy acreditada en el Vaticano, que almorzó con el pontífice unos días atrás, destacó su “extraordinaria serenidad” pese a la virulencia argentina. Aunque reconoció que a él le pesa la malinterpretación de algunos de sus actos. Le preocupa que su voz no llegue con la claridad necesaria a su país".
Vatican Insider, además, narró que "en marzo pasado, Bergoglio le reconoció a un político argentino en la Plaza de San Pedro que los medios de su país son como los "panqueques", mientras movía la palma de su mano hacia arriba y hacia abajo. Luego, el 30 de abril, en una conversación de dos horas y 42 minutos con un grupo de sindicalistas fue más allá. "Le dedicó casi diez minutos a cuestionar al periodismo. Enumeró los cuatro pecados de los medios: la desinformación, la calumnia, la difamación y la ‘cropofilia’: el gusto por tocar y tirar ‘caca’. Esa palabra usa el Papa", publicó una reveladora crónica de la revista Anfibia".
Más:
Van por el Papa porque en estos días defendería a Dilma

1 comentarios:

rib dijo...

a el también lo persiguen?
ser cristiano es un martirio claro

Publicar un comentario en la entrada