martes, 7 de mayo de 2013

Román Letjman teme que a Miriam Quiroga le pase lo mismo que a Lourdes Di Natale

Y pide meter presa a CFK ya, claro. Por ladrona.
"Voy a ser todo lo posible para que estos tipos se vayan del gobierno", dijo hace poco el supervisor general de Medios Opositores al Gobierno Nacional.
Letjman le suma dramatismo a la novela.
"El testimonio de Miriam Quiroga, ex secretaria de Néstor Kirchner, asegura que Cristina Fernández sabía sobre los embarques de dinero sucio que iban desde la Casa Rosada, vía Olivos, hasta Santa Cruz. Se trata de un testimonio que transforma a la ex secretaria de Kirchner en un blanco móvil de los servicios de inteligencia, los medios oficiales y paraoficiales y una facción del Poder Judicial.
Si las declaraciones periodísticas de Leo Fariña y Federico Elaskar permitieron abrir una causa contra el empresario Lázaro Báez, debería iniciarse ya una investigación penal sobre la presidente Kirchner y el entorno que acompañaba a su marido. Quiroga aportó información valiosa, y a diferencia de Fariña y Elaskar, no desmintió sus declaraciones en América TV. La ex secretaria de Néstor Kirchner tiene muchos secretos para revelar, y es necesario que el Poder Judicial proteja a un testigo de cargo que involucra a la Presidente en presuntos actos de corrupción. Es la clave del arcano, y necesita una causa abierta para probarlo. 
Lourdes Di Natale trabajaba con Carlos Menem en Balcarce 50, después se fue a las oficinas que Emir Yoma tenía en la calle Florida. Harta del maltrato, exigió a Menem y Yoma una compensación por los años de trabajo. Dijeron que no, y nunca más atendieron sus llamados. Entonces, con metódica venganza, Lourdes denunció las conexiones del ex presidente con la venta de armas y provocó su detención en junio de 2001. Tenía una agenda que confirmó toda su información. Estaba despechada, y un día murió en extrañas condiciones.
Miriam Quiroga trabajaba cerca de la oficina que ocupaba Di Natale en la Casa Rosada. Y como ella, decidió contar las intimidades del poder. También tiene una agenda, y es capaz de reconstruir los ocho años que pasó a la sombra de Néstor y Cristina Kirchner, cuando los vuelos privados iban y venían desde Aeroparque a Santa Cruz.
Quiroga sabe armar el rompecabezas. Hay que protegerla. Ya es una razón de Estado".
Por su parte, en La Nación, también siembran el temor: "El juez Ercolini decidió ayer mismo convocar a Quiroga para la semana próxima o la siguiente. Además, ordenó tomar medidas para proveerle alguna protección, dado el calibre de las revelaciones que hizo anteanoche la ex funcionaria en el programa Periodismo Para Todos, de Jorge Lanata".
Lo raro es por qué le sucedería ahora algo si ya habló en febrero de 2011 y no le pasó nada...
Y mientras Lilita tenía otro lunes de trasladar videos de Clarín al Poder Judicial, el consejero independiente radical se hacía eco del pedido de Leuco Metralleta. "El miembro del Consejo de la Magistratura, Alejandro Fargosi, pidió al juez Sebastián Casanello, que ordene el inmediato allanamiento de la casa de los Kirchner en El Calafate para determinar si es cierto que tiene una bóveda donde se guardaría dinero en efectivo proveniente de supuestas coimas". 
Dato: a pesar de todas estas operaciones refritadas, CFK no baja del 50% de imagen positiva. Y agosto se acerca

3 comentarios:

Daniel dijo...

Es verdad, no fue desmentido el sticker de Las chicas superpoderosas estampado en el cuadernito que presentaron.

gem dijo...

cuánto h de p suelto.... no tienen verguenza, ya estan descubiertos.... una carrera que podía haber sido exitosa la ensucian, ya no nos embaucan más como lo hacía Bernardo N. Grondona etc, ahora que estan descubiertos tendrían que dar un giro para no ser abucheados por sus hijos.

Dormidano dijo...

Siguen los refritos cocinados en el mismo aceite viejo.
Lo que las urnas le van a decir a estos señores no querran escucharlo ahora ni después.
Ojo con lo que traman por abajo del poncho.

Publicar un comentario